Cuba despide al periodista José

Cuba despide al periodista José Luis Estrada Betancourt

Por: Daniel González Bello.

La noticia circuló por las redes con una  inmediatez sorprendente. A través de llamadas y mensajes telefónicos, se confirmaba lo que la red de redes anunciaba: “Ha muerto el periodista José Luis Estrada Betancourt”. 

Su muerte llegó en la mañana de este 21 de agosto,  a los 53 años de edad,  tras severas complicaciones a causa de la Covid-19, luego de permanecer hospitalizado por varios días. 

El luchaba a viento y marea contra ese mortal  virus y a la vez, tal  pareciera que se despedía de la vida cuando en su perfil de la red social Facebook daba un parte de su situación de salud. Hablaba ahí de su combate a puños y bates contra el Covid-19, del riesgo de su viaje reciente a Santo Domingo, en Granma, para escalar  el Pico Turquino, y de la alegría y añoranza que le producía ese regreso a esa geografía de la Sierra Maestra,  de su compromiso social, y su incondicional apego a la Asociación Hermanos Saiz,  a la que le hubiera gustado pertenecer “cuando era un muchacho como estos de hoy, con la cabeza llena de canciones, poesías, representaciones, libros”.

Cursó estudios de Física Nuclear en la antigua Unión Soviética y a su regreso a Cuba culminó la carrera de Física en la Universidad de La Habana, dedicándose posteriormente a la docencia y su ejercicio magisterial, pero el periodismo lo sedujo y por esos senderos  emprendió un largo camino en el ejercicio de la prensa cultural,  que abarcó 19 años de experiencia en el periódico Juventud Rebelde y otros medios de prensa. 

El periodismo fue para él una gran pasión que disfrutó desde el momento en que se enfrentó a esa profesión, así lo expresó en entrevista a la colega Liset Prego, casi a un año de su partida:

Vivo para el periodismo desde que se instaló con firmeza en todos mis poros. Le dedico 48 horas al día. Me desvela pensando en la entrevista que tendré mañana, en la palabra con la cual intentaré atrapar al lector como si se tratara del néctar irresistible con el cual las plantas carnívoras hipnotizan a los insectos. Yo no quiero “tragármelos”, pero sí que busquen mi nombre en las páginas del periódico cada día, que me lean y hasta que decidan escribirme, ser mis nuevos amigos.

José Luis Estrada se convirtió, con el paso de los años, en uno de los periodistas culturales más sagaces de la prensa cubana. Su verbo locuaz y su escritura refinada fueron testigos de numerosos eventos como las Romerías de Mayo o el Festival Internacional de Ballet de La Habana. 

Trabajador incansable, supo adentrarse en la madeja del arte y desafiar obstáculos por la defensa y salvaguarda de la cultura cubana. A través del periodismo cultural propició espacios de encuentro y debate por el fomento de éste, como el Coloquio de Periodismo Cultural en Camagüey, ideado por él, con el apoyo de la filial camagüeyana  de la AHS, y también el Concurso de Periodismo Cultural Rubén Martínez  Villena, del cual fue su jurado en varias ocasiones. 

Su condición de Maestro de Juventudes de la AHS o el Premio Nacional de Periodismo Juan Gualberto Gómez, son solo algunos de los reconocimientos y méritos de este hombre de estirpe guerrera, que se sirvió del periodismo como arma de combate por la defensa del arte y la cultura cubana.

Fuente: Cubarte

Personalidades

No me gusta