La identidad danzaria de Cuba se defiende

La identidad danzaria de Cuba se defiende desde La Habana

Por: Digna Rosa Pérez.

Con un catálogo de lujo, en el que dialogan formaciones danzarias de diferentes estilos y formatos, el Centro de Danza de La Habana (CDH) llega a sus 15 años, linda edad que celebran con el acompañamiento del público conocedor de las expresiones danzarias de la cultura popular cubana, y respetuoso por la calidad que caracteriza su trabajo.

Con domicilio en la céntrica calle Prado, la institución acoge diferentes acciones, convirtiéndose en espacio para la socialización y el intercambio; al tiempo que aprovecha cada uno de sus rincones para reverenciar a los más importantes exponentes de la danza en el país.

Así, sus corredores se han convertido en galerías, en las cuales se puede conocer la historia de la danza a través de un recorrido que, en imágenes, compila momentos trascendentales de la obra de icónicas figuras.

El Salón Noemí es el espacio para intercambiar criterios y experiencias entre consagrados y quienes se forman en la academia, además del lugar idóneo para encontrarse con leyendas vivientes que motivan nuevas creaciones y aportan sus sapiencias, en loable labor formativa de la que se nutren los menos experimentados.

Entre los momentos más importantes, en la agenda anual del CDH, destacan acciones teóricas con base en resultados de investigaciones, presentaciones de tesis de graduación, talleres, ensayos abiertos a la comunidad, y espacios habituales, como: La danza y sus estilos y Rumba del Prado, por ejemplo.

Especialmente significativa es la participación en el Festival DVDanza que, como parte del Encuentro de Danza en Paisajes Urbanos. La Habana Vieja ciudad en movimiento, llega a sus espacios con la proyección de audiovisuales.

Pero sin duda, el momento más importante para la vida de la prestigiosa institución es el evento Los días de la danza, pretexto para que los cuerpos danzantes se expresen desde escenarios habaneros, logrando comunión de intereses con el público, en fechas cercanas al Día Mundial de la Danza, que cada año se celebra el 29 de abril.

Presentaciones de audiovisuales, acciones teóricas, actividades comunitarias y entrega de reconocimientos se suman al programa en el que hay cupo para la danza toda.

Consagrados exponentes de la danza en el país, como: Johanne García, Santiago Alfonso, Rosario Cádenas y Carlos Acosta, entre otros, lideran formaciones que, desde el CDH, engrandecen la cultura nacional, aportando maneras propias de evolución para una de las artes que mejor representa a los nacidos en esta tierra.

Los espacios digitales, escenarios para el baile

Ni la compleja situación epidemiológica que vive el mundo impidió que la fiesta de quince se diera, el colectivo que lidera la maestra María del Carmen Borroto, llevó su arte a las redes sociales y a las plataformas digitales, convirtiéndolas, durante quince días, en escenarios idóneos para disfrutar y valorar la evolución evidente en cada una de las compañías.

Así, hasta este 28 de julio (fecha de la celebración), los internautas del mundo han apreciado presentaciones de agrupaciones como Banrarrá, JJ, Raíces Profundas, Havana Queens, Mi compañía, y muchas otras que, con el merecido respeto, defienden la identidad nacional.

Tarea difícil resumir quince años en pocas líneas, mucho queda por decir del quehacer de los miembros del CDH en las comunidades, en el exterior y en las labores investigativas y docentes, pero si algo queda por sentado es que desde su fundación, hasta la fecha, ha demostrado un crecimiento que de la mano con el respeto al arte, convierten a esta institución en referente para la danza en el país.

Fuente: Radio Ciudad de La Habana

Danza

No me gusta